viernes, 28 de noviembre de 2008

(2) REM "Accelerate" [2008]

Escuchando la primera canción de esta obra “Living well is the best reveng” podemos percibir cuál es la propuesta del grupo. Una invitación que se traduce en un trepidante, eléctrico, corto -34 minutos- pero muy intenso trabajo.
Accelerate es una grata sorpresa en el panorama musical de 2008, un disco con un sonido muy directo, con potentes guitarras y que reivindica la modulación vocal del mejor Michael Stipe. Este retorno a sus orígenes desprende unos textos comprometidos -crítica a la administración Bush incluida- y atesora una amalgama de garaje, punk, rock y psicodelia a lo largo de sus temas. Tal compendio se puede comprobar principalmente en cortes como la gran instrumentación de “Man-sized wreath” con una inmejorable línea de bajo, la excelente “Mr. Richards” que resulta ser una inteligente combinación melódica entre la punzante guitarra y las cuerdas vocales del cantante, la inicialmente pausada “Hollow man” y su posterior progreso hasta un medio tiempo típico de la banda y, sobre todo, las dos ultimas bombas con las que acaba el disco: ”Horse to water” y “I’m gonna DJ”, un par de movidísimas piezas dotadas de un ritmo frenético.
La banda de Stipe demuestra en esta entrega que, a pesar de los años, aún es un conjunto con una indiscutible elegancia y distinción en el contexto musical actual.
Valoración: 2,16

miércoles, 19 de noviembre de 2008

(4) David Bowie "Hunky Dory" [1971]

Hunky Dory -como es habitual en las obras de David Bowie- tiene la gran virtud de ganar en cada escucha. Por mucho que pase el tiempo siempre encontramos diferentes matices a la hora de disfrutar de su variedad de registros. Estamos ante el cuarto disco de su discografía, preámbulo del genial Ziggi Stardust y escucharlo significa introducirse dentro de un mundo onírico, lírico, sensual y cautivador.
Aderezado de sus influencias artísticas -Andy Warhol , Bob Dylan, la Velvet Underground y el surrealismo de Barret- este disco ofrece un inmenso abanico de posibilidades: la conjugación perfecta de piano y guitarra en “Eight line poems”, el hipnótico psico-folk en la magistral “Andy Warhol”, la vampirización dylaniana en el tributo “Song for Bob Dylan”, el melódico e inquietante enigma de la magnífica “Quicksand”, el guiño que le hace a la Velvet en “Queen Bitch”, la evocación de la infancia en “Kooks” (dedicada a su hijo), la versión de Biff Rose “Fill your Heart” de aire cabaretero, la lírica y la suavidad del piano de “Oh! you pretty things” y “Life on mars”, la vibrante melodía psicodélica de “The Bewlay brothers” y la más conocida, la sensacional “Changes” que abre el trabajo con un anuncio y propuesta de "cambios" musicados con gran habilidad.
Hay que mencionar la portada donde el cantante simula a Greta Garbo y muestra, de esta manera, su ambigua identidad sexual que no era más que una manera de romper esquemas, aún más si le añadimos el lesbianismo de la actriz. No obstante si hay algo que escandaliza es la inmensa calidad del disco, gestado en la mejor etapa de su creador; la que va desde Space Oddity hasta Diamond Dogs.

Valoración: 3,97

martes, 11 de noviembre de 2008

(3) REC, de Jaume Balagueró y Paco Plaza [2007]

Capacidad de creación e innovación
Película de terror de bajo presupuesto realizada con mucho ingenio por sus autores quienes logran transmitir todos los condimentos que contienen los films del género.
Rodada en cámara en mano -a la manera de "The Blair Witch Project”- la obra toma como base narrativa un programa de televisión y, de esta manera, su atmósfera asfixiante, tenebrosa y perturbadora deja al espectador con una gran sensación de angustia, prueba del gran mérito de sus realizadores.
Aunque el film recorre a fórmulas ya conocidas como la utilización del falso documental o la visión nocturna que recuerda a "El silencio de los corderos", su gran virtud, sin embargo, es su capacidad creativa y de innovación que suple talentosamente la falta de presupuesto. La historia parte de unos planteamientos simples (el mero trabajo de unos reporteros) que se convierten en complejos (las relaciones entre los bomberos, policías y los vecinos que se solapan con la espiral de violencia hasta obtener una atmósfera estremecedora). Si a todo eso le añadimos la acertada cámara subjetiva -con sacudidas que derivan en imágenes movidas y difusas- dan como a resultado una película sobrecogedora. En definitiva, estamos ante un terror de calidad que tiene en su protagonista la actriz Manuela Velasco -fruto de su gran trabajo- su máxima valedora.

REC. 2007. ESP. Color
Dirección: Jaume Balagueró y Paco Plaza
Intérpretes: Manuela Velasco, Ferrán Terraza, Jorge Yamam Serrano, Carlos Lasarte, Pablo Rosso, David Vert, Vicente Gil, Martha Carbonell
Guión: Luiso Berdejo, Paco Plaza y Jaume Balagueró
Fotografía: Pablo Rosso
Vestuario: Glòria Viguer

lunes, 3 de noviembre de 2008

The Who vs. Los Brincos

Siempre he pensado que tanto Fernando Arbex como Teddy Bautista han sido -aparte de pioneros- dos de los máximos exponentes del rock nacional. Creo que nunca han sido lo suficientemente reconocidos, ni tampoco se les ha valorado su fundamental aportación a la cimentación y posterior desarrollo de la música popular en el estado español. Su mérito es todavía mayor si le añadimos que, en su juventud, el espacio de historia concreta que les tocó vivir -untada por las represoras restricciones culturales propias del franquismo y de la conocida xenofobia hacia todo lo anglosajón de procedencia beat- obstaculizaron sobremanera su proceso creativo.
De todos modos este no es el propósito de este post -más adelante comentaremos algunos discos importantes de ambos en grupos como Los Brincos, Alacrán, Barrabas y Los Canarios- sino poner de relieve una polémica que ocurrió a finales de los años 60 entre Los Brincos y The Who.
El año 1968 fue el año en que Los Brincos publicaron Contrabando, con incorporación de nuevos guitarristas y con un sonido más arriesgado (aunque todavía estaba por llegar su progresivo World, Devil & Body). Dada la influencia que los nuevos sonidos procedentes de Gran Bretaña tuvieron en Arbex y, sobre todo por su inclinación hacia grupos como The Who y The Beatles, éste realizó canciones de naturaleza beat-rock en lengua inglesa como "Cry", "I try to find" o "Walking Alone".
Una de las canciones del L.P. llamada "The Train" y que aparecía como cara B del single Lola, fue la que ocasionó una demanda judicial por plagio de parte de su venerado Pete Townshend. Su argumentación era que esta canción era un calco de su single de 1966 "Substitute". Y la verdad es que aunque la base rítmica y el inicio de ambas canciones se asemeja bastante, sería -bajo mi punto de vista- exagerado catalogarla como plagio, sino más bien un homenaje hacia sus maestros.
Aquí os dejo ambas canciones para comprobéis si se puede hablar de plagio, de simple homenaje o de piezas distintas. Pero sobre todo disfrutad de su calidad porque -salvando las distancias entre una y otra- ambas son estupendas: